Esteban Deganutto

Quien pudiera romper su propio corazón.

 En ese momento ella se ahogo en un mar que el había creado, indirectamente claro, un mar de lagrimas generado por su egoismo, a su imagen y semejanza, el mar transmitía todo lo que ella había sufrido, dejandole como único remedio, tratar de saldar su deuda consigo misma, intervenir en el orden natural del dolor y cruzar un nuevo nivel, un umbral que la llevaria a desear nunca haber existido, pues el destino que los separo era el que tanto los unía, y es el que también se la llevaría. Solo cuestión de tiempo para que haga lo imposible, o al menos, lo imposible para ella, vengarse, lo cual llevo a cabo quitandole la vida, pero lo que ella no sabía era cuanto los unía y en cuan poco se diferenciaban. Esa tarde de otoño descubrio que a el lo llevaba dentro de ella, y no en su vientre, algunos lo llaman amor, otros locura, que haya dos personas viviendo en el cuerpo de una, un cerebro, un corazón, compartidos por 2 almas distintas, una mujer y un varon, cuando el muera, eventualmente, ella moriría.

 

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Esteban Deganutto.
Published on e-Stories.org on 03/06/2015.

 

Comments of our readers (0)


Your opinion:

Our authors and e-Stories.org would like to hear your opinion! But you should comment the Poem/Story and not insult our authors personally!

Please choose

Previous title Next title

Does this Poem/Story violate the law or the e-Stories.org submission rules?
Please let us know!

Author: Changes could be made in our members-area!

More from category"Psychological" (Short Stories)

Other works from Esteban Deganutto

Did you like it?
Please have a look at:

Pushing It - William Vaudrain (General)