Marcelino Miret

EL APENDICE DEL QUIXOT CATALA - EL HUEVO DE COLÓN IV

                                                                                                                       CAPITULO IV -
                                                                 AMERICO VESPUCIO, el descubridor de América

La cuestión de Colombia o América: Americo Vespucio, original de Florencia. Americo
descubrió América siguiendo el procedimiento Portugués de reseguir el trazado de la Costa (Lo
hizo al servicio del reino del Portugal). Empezó por Venezuela, justo donde empieza el Caribe y
bajando hacia el sur, poco a poco, pasando por lo que es ahora el Brasil, bajando había el Paraguay
y Argentina, y acabando, como no, en la Patagonia. Cuando ya vio el punto de costa que
empezaba a tirar hacia al Norte por el otro lado, dijo: “jooo, esto es igual que Africa pero hacia el
oeste”. Y como más o menos sabia que le esperaba lo mismo que a los ingleses, pues
decidió volver a Portugal (los competidores índicos para conseguir tierras y especies) y se
nacionalizó español, poniéndose al servicio de los Reyes Catódicos. Una vez en Portugal, comparó
los mapas de la Costa occidental de Africa con los que hizo él, y dijo: Si no fuera por el charco
que hay en el medio, se diría que América del Sur y Africa o “Europa del Sur”, han estado unidas
hará unos 300 millones de años, mas o menos cuando se originó la tierra. Acababa de descubrir
la teoría de LA PANGEA y el movimiento de las capas terrestres. Envió una carta a sus protectores
“Los Medici”, se editó en París en 1502, con el nombre de “Mundus Nuvus”. Se hizo muy
famosa entre los círculos de eclesiásticos eruditos y fue considerada para completar los estudios de
Ptolomeo. También se decidió poner su nombre, “América”, al nuevo continente. Pero no lo podía
decir, ya sabéis que eran tiempos de “en bocas cerradas, no entran moscas inquisidoras, no te
quitan los dientes, ni te cortan la lengua”. Este es el refrán que se hacia servir entonces. Ya sabéis
que con el paso del tiempo las palabras se pierden o se reducen para ahorrar aire. Ahora se dice: “q”
en lugar de “que”, y cosas de estas que ponen de moda los chats y los móviles. Podríamos aprender
taquigrafía en vez de palabras, así nos ahorraríamos palabras basura y letras de mas. Lo
que si hizo, es publicar el mapa. Además, el Americo estaba protegido por los Medici, unos
burgueses italianos, pioneros de la burguesía y también ayudaron a muchos estudiosos y
científicos, incluso a Galileo. Eran los postmodernos de la Edad Moderna. Estaban muy
avanzados en este sentido, daban muchas libertades de pensamiento, y los Papas los
dejaban en PAZ .Y si se pasaban quemaban al científico y asunto resuelto.

CAPITULO V – A donde fue a parar Colón

La verdad verdadera es que los marineros de Colón y él mismo ya lo descubrieron, hicieron el
mapa. Lo dejaron, allá, encima de la mesa, diciendo: aquí os dejamos las medidas del “patio”
de indias vírgenes y tierras también vírgenes, pero no dijeron nada de a dónde llevaban, ni de a
dónde iban a parar las líneas que faltaban del mapa. En el mapa había toda una costa entera (la
del Caribe y Venezuela) exactamente a poniente (por donde se pone el sol es poniente: que se
pone). El poniente Catalán es Lérida, tan solo viajar hacia Lérida, cualquier tarde cuando se
pone el sol. El sol te da directamente en los ojos, y te puedes comer cualquier coche o camión que
venga por el carril contrario.
El poniente también es el oeste. La India estaba al principio al sur, hacia final de Africa, y después
hacia al Norte, hacia al norte de Africa, y despuéshacia el este, hacia al sol Naciente. ¿A dónde iba
Colón hacia el oeste? Si quería dar la vuelta al PLATO DE COCINA lo tenía que hacer, yendo
primero hacia el norte, “a darle la vuelta a los ingleses” y después hacia el este. Colón podía
decir que había descubierto “tierras”, “las especies” o “las indias”, lo que no podía decir, es
que el mundo es una “bola”.

El Oeste siempre se había acabado en las columnas de Hércules. El Estrecho de Gibraltar,
donde siempre habrá monos, mientras haya ingleses. Por eso están los monos en Gibraltar,
para cuidar a los ingleses, y para que no se despeñen por el peñón. Los griegos lo tenían
claro. El Mediterráneo ya les daba bastantes problemas, entre la guerra de Troya, el viaje de
Hércules y los argonautas, los cantos de las sirenas (supongo que las de las patrullas de
guardia civil, que los perseguían por contrabando de tabaco). El minotauro que se los comía vivos.
Los Laberintos de las Islas griegas y los canales venecianos. Como para meterse en el Atlántico.
Además, también sabían que las tierras de mas allá, La Atlàntida, ya hacia tiempo que se había
hundido. En América tan solo quedaban los indios.
El Colón, no era nada tonto. En el colegio siempre nos dicen que Rodrigo de Triana (Juan
Rodríguez Bermejo) es el que gritó: Tierra a la Vista, o alguna cosa parecida. Tal vez dijera: Me
parece que esta vez he visto tierra. Y Colón le decía: si y yo veo un pastel de cumpleaños con la
Pamela Underson saliendo del interior.
El resultado es que una vez llegaron a la Corte de los Reyes Catódicos y se tenía que recoger “el
premio” al que había visto tierra primero, eran 10.000 maravedíes de nada. Salió Colón, diciendo
que él había sido el primero en ver Tierra, desde la ventana. Este se parece a unos que conozco
bien. En el barco seguro que no se lo dijo. Le diría: “Rodrigo tienes una vista de pájaro, yo no
había visto nada, cuando lleguemos a España te daré lo que te mereces”. Y claro, ya no se habló
mas del asunto. Si dentro de una cáscara de nuez tuneada le llega a decir que no le pagaría, estoy
seguro que Colón hubiera sufrido algún tipo de incidente. Caerse por la borda durante el
transcurso de un temporal. Coger unas fiebres de las indias, una sífilis mal curada, un resfriado sin
remedio. No habría llegado a buen puerto. Y sería difícil probar lo contrario. Las aventuras en
los océanos llenos de monstruos y dioses enfadados, provocan muchos “accidentes”. Al
llegar a España seguro que le dijo: Yo vi Tierra antes de zarpar, desde la playa, por eso la hemos
encontrado. Encima, en la Corte no creo que el Marinero pudiera hablar delante de los reyes,
puede ser que no lo dejaran ni entrar, por no tener carnet de VIC. Y el Rodrigo se tuvo que ir a
Triana, allí montó un grupo un grupo de Rock que se llama TRIANA y que ha hecho canciones
tan inmortales como la memoria del mismo Colón.
Como podéis ver este Colón se las sabía todas, secolaba en las fiestas de todos los palacios, de
reyes y reinas. Del huevo aun no sabemos como estaba, pero del coco no se le escapaba nada.

Marcelino Miret
Quixot Catala Miret en Facebook

@QuixotCatala en Twitter

 

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Marcelino Miret.
Published on e-Stories.org on 10/22/2015.

 

Comments of our readers (0)


Your opinion:

Our authors and e-Stories.org would like to hear your opinion! But you should comment the Poem/Story and not insult our authors personally!

Please choose

Previous title Next title

Does this Poem/Story violate the law or the e-Stories.org submission rules?
Please let us know!

Author: Changes could be made in our members-area!

More from category"Historical" (Short Stories)

Other works from Marcelino Miret

Did you like it?
Please have a look at:

EL APÉNDICE DEL QUIXOT CATALÀ - EL HUEVO DE COLÓN - C III - Marcelino Miret (Historical)
Pushing It - William Vaudrain (General)