Antonio Justel Rodriguez

LIBRE


[15.04.2019]
En este instante, contemplo cómo arde y arde Notre Dame,
pero el conjunto histórico y mistérico del alma, vuelve a exigirlo y dice:
“París, bien vale una bella e intimísima Misa”, aquella y ésta.
[Atribuida, tan mítica frase, a Enrique IV de Francia]
===
... decídete, decídete y salta, irrumpe en ti mismo, y, con fe y coraje,
contémplate y desea entrar y verdecer con celo tu propia mente y corazón,
y, ya, persiguiendo el logro de una mente dulce y amorosa, junto a un corazón inteligente,
- unidos - digo - y cooperando ambos -
con voluntad y profunda luz de rubí o de diamante, estúdialos y prográmate;
elije con exactitud los materiales y construye con formas vivas un proyecto de valor,
- de utilidad -
hasta conseguir articularte y verte como un ser de luz y pálpito sin fin:
plenamente autosuficiente y diligente, disponible y libre;
transforma tus creencias y conviértelas en fungibles o líquidas, en versátiles y móviles,
revisa o rompe, por tanto, los antiguos ritos o liturgias de tus ideologías, gustos y rutinas,
o, bien, dilúyelos, tras lo cual, y derrumbándose,
a tus pies caerán antiquísimos muros y cajas con grilletes de alma,
junto a exhaustas lumbres, brasas y cenizas ...;
abre, pues, también, tus techos e instálales tragaluces o aberturas inmensas,
y que entren, que entren con ansia, gratitud y fuerza, la luz y el aire,
oreando y lustrando increíbles e impensables recodos ocultos,
bajo viejas y espesísimas sombras,
donde habrán de surgir y aparecer insospechados y originales resplandores y brillos,
por completo ignorados por ti;
en definitiva, prescinde de lentes cóncavas, de mitos extraños y arcaicos;
deja y trasciende sistemas atávicos o axiomas, caducos y espesos,
fíltralos y aléjate de ellos, quienquiera que los haya instruido, los sostenga o difunda hoy,
y ya, ya sean, asimismo, de cualquier orden, grado o nivel, lugar o condición;
en una palabra, investígate con objetividad intuitiva y cognitiva,
y, bajo el más sublime e incondicional amor que alcanzar pudieras,
analízate con humildad y a conciencia, pero renuévate y no temas,
y, si fuere preciso, compañera o compañero de existencia y mundo,
rediseña, por último, y uno a uno, cada luz o instante que pudieran intercalarte dudas,
porque, quizás, y por primera vez - no lo olvides -
tras una, y otra, y otra vida de terror y dualidades, oscuridad y misterio -
logres ir por la calle como un dios menor del XXI que esté instruyéndose,
- evolucionante y humilde, sí -
pero consciente, esperanzado y radiante, pleno de íntimo fulgor, poder y sueños inmortales;
y es que, amiga o amigo - créeme - en este siglo y hora, un plus de tales características,
las de esta auténtica y carísima verdad,
-  incluso más allá del ingente y propio valor de Notre Dame ardiendo, y de París -
bien, o muy bien podrá valerte - tanto o más - esta humildísima Misa de verso sin virtud,
ni ciencia proclamada, bajo este grito, innato y firme, digo, de estirpe sideral.
***
Antonio Justel/Orión de Panthoseas
https://oriondepanthoseas.com
***

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Antonio Justel Rodriguez.
Published on e-Stories.org on 06/15/2024.

 
 

Comments of our readers (0)


Your opinion:

Our authors and e-Stories.org would like to hear your opinion! But you should comment the Poem/Story and not insult our authors personally!

Please choose

Previous title Next title

More from this category "General" (Poems in spanish)

Other works from Antonio Justel Rodriguez

Did you like it?
Please have a look at:


FLOR DO GRAAL [Templo de Salomão, varanda] - Antonio Justel Rodriguez (General)
Emergenza primaverile - Antonio Justel Rodriguez (General)
Promised man - Jutta Knubel (Love & Romance)