Joel Fortunato Reyes Pérez

RESBALADIZO ESPEJISMO... (Texto Neosurrealista).

 
RESBALADIZO ESPEJISMO... (Texto Neosurrealista) 

El vidrio ha roto su rostro en la neblina, que ha vivido áspera, indiferente, que grita por un segundo. ¡Qué parece el primero!. ¡Qué sólo es el último minuto!.

Este importante descubrimiento necesita, uno o dos años de análisis por el aumento de los latidos del baño, que usa la voluntad para someter los llamados deseos bajos, que no se evaden, y juegan a las escondidas.

Al hacer esto, la historia se pierde y se acorta, en el futuro más alejado del mañana, en la curva de la frente, dónde los palos y piedras son las armas nucleares, con puntiagudas estacas de bambú, encargadas de extender las líneas del tren, reuniendo las ropas, y las pertenencias, de los que fueron tiernamente asesinados, con la mirada de los labios difuntos, entre los muslos.

¡Oh, resbaladizo espejismo!. Allá dónde naufraga la exótica candela del sol en camiseta, y la luna no permanece insepulta, como la blanca vela triangular de un bote que dice adiós, con la mirada en las olas. Parece ser, que la omnipotencia de los zapatos, sigue siendo la lealtad de los caminos empedrados, dónde las pinturas de cocodrilos y avestruces decoran los cuadernos, que fueron multados con unos cuantos renglones, y los lápices trazan su descendencia.

Con este anhelo, del qué felíz es quién, junto a tí suspira por tí, tosco, punzante y sin razón, es la voz de la miel arrepentida de las avispas. Con ello, empero, no se logran éxitos duraderos. Y la piedra angular resulta ser una esfera de humo. De hecho, el que ambos impulsos sólo por excepción se presenten separados simultáneamente, testifica que la ballena desciende de un antepasado de cuatro patas, aunque alguno que otro pato no lo sepa, al igual que la mano humana tiene adicción por la pelvis, los billetes y las monedas, al verse sorprendida con el mismo diseño corporal de los sueños, como la rima frágil de una carabela.

Dos grandes ideas, no sólo diez, están meditando en las esquinas de rodillas, durante la cual sólo una especie se transforma conforme al clima, que describen las aves cuando nadan, alumbrando los misterios de los peces. De tal manera que, respirar adecuadamente evita los indecibles actos de violencia bajo las cobijas, tanto como practicar ejercicio con los dedos en agua tibia, permitiendo tener a un tiburón del otro lado de la piscina, por las pésimas condiciones de las carreteras que las mariposas destruyen, y confirman la transición entre las alturas nevadas del ojo del altiplano, y los cubos de hielo en jugo de limón.

Todos estos elementos, contribuyen a decir mucho, con las noticias más absurdas, que divierten a los vegetales sin oficio ni beneficio. ¡Con los espejismos más reales resbalando!.

 
**********
 

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Joel Fortunato Reyes Pérez.
Published on e-Stories.org on 10/14/2019.

 

Comments of our readers (1)

Show all reader comments!

Your opinion:

Our authors and e-Stories.org would like to hear your opinion! But you should comment the Poem/Story and not insult our authors personally!

Please choose

Previous title Next title

Does this Poem/Story violate the law or the e-Stories.org submission rules?
Please let us know!

Author: Changes could be made in our members-area!

More from category"Fantasy" (Short Stories)

Other works from Joel Fortunato Reyes Pérez

Did you like it?
Please have a look at:

TERMOGENICO TERCERO - Joel Fortunato Reyes Pérez (Science-Fiction)
A Long, Dry Season - William Vaudrain (Life)